San Bartolmé de las Casas

Home/Historia General/San Bartolmé de las Casas

San Bartolmé de las Casas

Al mismo tiempo que todos los conquistadores se dedicaban a hacer lo que les daba la gana con los indios, de entre los españoles había gente que no cesó ni un día en tratar de cambiar la suerte de aquella gente.

Bartolomé de las Casas tenía 25 años cuando llegó al Nuevo Mundo, y tras pasar años en la isla de Santo Domingo, Cuba y demás paraísos caribeños, se dió cuenta de que no era justa la situación de los indios, que estaban siendo libremente esclavizados bajo las órdenes de Diego de Velázquez y Cortés, de entre otros.
Tras comprobar que los recién llegados conquistadores no tenían intenciones de cambiar la situación de la esclavitud, Bartolomé de las Casas regresó a España para entrevistarse personalmente con Fernando el Católico y con el mismísimo Cardenal Cisneros. Gracias a un magnífico discurso en defensa de los indígenas, consiguió que le nombraran Protector de los Indios en 1516. Tras la muerte de Fernando, llega Carlos I, que lo arropó y le concedió el privilegio de volver a América y realizar una nueva misión: aplicar sus teorías en Cumaná (Venezuela).
Tres años más tarde tuvo que volver a España para poner en marcha todo un proyecto en defensa de los indios, pero en su ausencia, los indios se rebelaron haciendo que todo se fuera de nuevo al carajo. La gente a la que estaba defendiendo para conseguirles unos derechos, se mostraron de nuevo “traicioneros y descontrolados” para las bocas de los conquistadores.
Entonces aprovechó su vuelta a España para entrar en la Orden de Santo Domingo, quienes estaban elaborando una reflexión sobre el derecho en la Escuela de Salamanca, sentando las bases de los argumentos en contra de la colonización y entre ellos el sistema de encomiendas, que consistía en la entrega de un grupo de indígenas a un español para su “protección, educación y evangelización”, a cambio de cobrar un tributo.
Esta escuela, junto con el buen ejemplo de conversión pacífica en Guatemala (dirigido por él), las ideas difundidas por Francisco de Vitoria (Derecho de Gentes) y una segunda entrevista personal con Carlos I, allanó el camino para la creación del Consejo de Indias. Y como consecuencia de lo que se habló, en 1542 aparecen las Leyes Nuevas, donde de entre otras cosas se prohibió la esclavitud de los indios y se les liberó de los encomenderos, pasando a ser protegidos directamente por la Corona.
Se dijo además, en referencia a las nuevas conquistas de tierras no exploradas, que debían participar siempre dos religiosos, para vigilar el contacto con los indios, y asegurar que todo se hacía mediante el diálogo y no la espada.
Tras esto se dedicó a acabar su obra más conocida:la Brevísima relación de la destrucción de las Indias, dirigida al próximo rey: Felipe II, tal y como hizo Maquiavelo para asesorar, pero esta vez en cuanto a paz se refiere, a otro príncipe. Muchas ciudades y pueblos de América tienen el nombre de Bartolomé de las Casas, como prueba de que todavía hoy, en América se le tiene en cuenta.
De las Casas era, al igual que Cortés, español. Pero como él había muchísimos otros que como personas normales, con dos dedos de frente, siempre vieron el modus operandi de los conquistadores con el ceño fruncido. No en muchas otras ciudades del mundo existían universidades donde poder estudiar derecho, y mucho menos donde se ampliase su definición para abarcar a los indios.
A pesar de que este hombre fue el que creó La Leyenda Negra, todos los enemigos del Imperio Español utilizaron sus relatos para luego, habiéndolos aliñado con exageraciones de todo tipo, difundirlas a los cuatro vientos y así minar la imagen de España no sólo para los ojos de los extranjeros, sino para que caláse también en nuestros propios paisanos, y así debiltar nuestro poder.
Crean o no, lo consiguieron. Hoy en día España no se siente orgullosa, sus gentes no se consideran españolas, y se averguenzan de lo poco que sabemos sobre nuestro país. Quizás, si leyéramos un poco más allá de lo que nos ponen en bandeja, verificaríamos el hecho de que por España han pasado verdaderos héroes como éste, dignos de venerar y admirar.
By | 2008-12-18T12:22:00+00:00 diciembre 18th, 2008|Historia General|3 Comments

About the Author:

Licenciado en Periodismo por la San Pablo CEU de Madrid, Máster en Periodismo por la LSJ de Londres, Máster en Diseño de Páginas Web por Azpe Informática, diplomado en HTML, CSS, SEO y SEM en la ULL, Christian Crossing-Taylor disfruta escribiendo sobre marketing digital e historia. Es director de Online Marketing Dream y lleva las cuentas de varios clientes.

3 Comments

  1. Dani 22 diciembre, 2008 at 9:23 am - Reply

    Agunos sí nos sentimos orgullosos de ser españoles. Estoy de acuerdo contigo, hay que leer más y valorar lo nuestro, algunos ya lo hacemos. Viva España y viva Castilla

  2. David Walker » TODA HISTORIA | General History 18 febrero, 2010 at 5:51 pm - Reply

    […] San Bartolmé de las Casas Dic 162008 […]

  3. Iskandar 9 junio, 2012 at 8:15 pm - Reply

    Sin duda es uno de los personajes más interesantes de esa época. Exagera sin duda al dar las cifras de indios masacrados o explotados por los españoles, pero ahí queda la defensa que hizo de sus derechos.

Leave A Comment