Special Air Service SAS V

Home/Historia General/Fuerzas Especiales/Special Air Service SAS V

Special Air Service SAS V

La guerra contra Japón, sin embargo, seguía en pie, y bajo las órdenes del General de Brigada Calvert, las SAS fueron a parar al sureste de Asia. El Coronel David Stirling había sido ya liberado de Colditz, y se reincorporó a la Brigada. La rendición de Japón en Agosto, acabó con las operaciones que se iban a llevar a cabo.

Las SAS tras la Segunda Guerra Mundial

Con la guerra terminada, las necesidades del Ejército Británico de mantener semejante cuerpos de operaciones especiales como el SAS, ya no eran inminentes. En octubre de 1945, las primeras y las segundas SAS fueron disueltas. El 21 de septiembre, el 5 SAS, fue a formar parte del Ejército Belga. Algunos de ellos lucharon como voluntarios en la guerra de Corea en el 54. Lo mismo pasó con la parte francesa del SAS (3 y 4 SAS), que pasaron a estar bajo el mando del Ejército Francés. Mucho de ellos lucharon en la Indo-China francesa. Con respecto al Escuadrón Griego, es curioso saber que también fue desmantelado, pero hoy en día el Ejército Griego tiene una fuerza de operaciones especiales que se llama Ranger Raider Force, que no es más que el nuevo nombre del escuadrón griego que se incorporó al SAS en la segunda guerra mundial, de hecho, en un lado de la chaqueta todavía llevan el lema “Who Dares Wins”, pero escrito en griego.

21st Special Air Service Regiment

En 1946 un oficial británico de la War Office Tactical Investigation Comite, observando la posibilidad de utilizar fuerzas de operaciones especiales para una futura guerra en Europa decidió, contra la opinión de muchos veteranos del Ejército Regular, que semejantes especialistas en sabotaje tenían que estar al servicio de la nación. Pensó que el ya existente Royal Marines sería responsable de sus actos junto con veteranos del Ejército Regular durante un tiempo, y luego pasarían a formar parte del ejército de Tierra. Dictó que el número máximo de soldados de las SAS sería de diez mil, para calmar los ánimos, y no suponer una carga o un gasto más.

Al principio no sabían si mantener el nombre que llevaban desde sus inicios o si sería conveniente cambiarlo, pero finalmente se estableció el nombre de 21st SAS Regiment[20]. El caso es que como el SAS y todas sus partes habían sido desmanteladas, tuvieron que pedir la ayuda de los veteranos, que vendrían como voluntarios, y conseguir hombres de otro lado. Aquí es cuando entra en escena un grupo de antiguos voluntarios de guerra, que no habían formado parte del SAS sino de un cuerpo de voluntarios llamado The Artist´s Rifles, o Los Rifles de los Artistas. La mayoría de su personal fue a integrarse en las filas del Regimiento 21 del SAS, junto con veteranos del antiguo SAS, que aportaron conocimiento y tradiciones a los recién incorporados.

El Teniente Coronel Brian Franks, que había sido oficial de las segundas SAS durante la segunda guerra mundial, pasó a ser el primer Comandante Oficial del Regimiento 21 SAS desde su creación el 1 de enero de 1947. Se establecieron en la antigua base de The Rifle´s Artists en Duke´s Road, Euston.

 

Los Malayan Scouts y la Guerra de Corea (1950-53)

La península de Corea, que era de posesión japonesa, fue ocupada por la URSS y EEUU en 1945, dividiendo sus fronteras por el paralelo 38º. Se puede decir que la guerra fría incitó a los coreanos a dividirse en dos estados: Corea del Norte (República popular dirigida por el Dictador Kim II Sung); y Corea del Sur, donde Syngman Rhee estableció otra férrea dictadura pro-norteamericana.

La revolución comunista del 1 de octubre de 1949 en China, hizo que Stalin se decidiera a apoyar una intervención comunista sobre el sur de Corea. Así pues, el 25 de junio de 1950, las tropas de Kim II Sung entraron en el sur y acorralaron a los surcoreanos entorno a Pusan. La reacción de Washington fue inmediata, y consiguiendo la aprobación de la ONU logró dirigir una operación de intervención poniendo al mando de un ejército de voluntarios al General MacArthur.

Fue el mismísimo MacArthur el que ordenó que Gran Bretaña cooperase enviando al SAS. Así pues una reserva del Regimiento 21 SAS, bajo el mando del Sargento Anthony Greville-Bell, se puso a disposición del General norteamericano. Sin embargo, nunca llegaron a ir a Corea, visto que el ejército que formó la ONU (sobretodo estadounidense) había logrado sitiar la capital norcoreana (Pyong Yang) en poco tiempo. Entonces se decidió enviar al grupo de Greville-Bell a Malaya, para ayudar a los Malayan Scouts a disolver un golpe de Estado comunista en Malasia.

Diez batallones de guerrilla habían retrocedido hasta la jungla de Malasia para hacer frente por su cuenta al colonialismo europeo. Sir John Harding, también llamado Bad Mike Calvert, era posiblemente el mejor experto en guerrillas de todo el ejército británico. Y pronto se hizo cargo de la situación. Él fue el que indicó los planes a seguir en la jungla. Era veterano del SAS, y pronto se hizo respetar. El personal le hizo caso en todo momento. En 1951 obtuvo el permiso necesario para crear una unidad especial todavía mejor, que él llamó Malayan Scouts (Special Air Service). Nada más empezar, llevó consigo a 100 voluntarios a una base que le fue asignada en Johore. De entre los cuales, había miembros del Ferret Force[21], SOE, Chindits, veteranos de las antiguas SAS, e incluso algunos legionarios franceses que habían desertado de Indo China. Se entrenaron en la jungla, que por si alguno lo dudaba, puede matarte en una semana si no llevas todo tipo de protección. En 1951, el propio Calvert tuvo que regresar a Inglaterra con serias enfermedades. Tuvo que ser sustituido por el Teniente Coronel John Sloane, que no escatimó en recursos para enseñar un poquito de disciplina a los Malayan Scouts, cuyos miembros se encontraban bastante desconcertados. Juntos operaron en la zona de Thai – Malay, aterrizando en paracaídas sobre árboles gigantes, de los cuales tenían que bajar utilizando una gran cuerda.

En la primavera de 1952, uno de los oficiales originales del propio Calvert, John Woodhouse, fue llamado desde Inglaterra para regresar y formar un proyecto sobre reclutamiento y entrenamiento de las SAS[22]. Y al mismo tiempo, los Malayan Scouts se convertían en el Regimiento 22 SAS o 22nd SAS Regiment.

22nd Special Air Service Regiment

El Regimiento 22 SAS heredó de los Malayan Scouts cuatro escuadrones y un campamento militar. En 1952, año de su creación, John Woodhouse aprovechó su estancia en Inglaterra para entrenar a soldados del Ejército de Tierra e incorporarlos a las SAS de Malaya. La experiencia vivida en la jungla de Malaya sirve hoy en día para configurar una de las pruebas más difíciles de entrada a las SAS. El entrenamiento no se hace en Malasia, pero sí en una jungla en condiciones semejantes, para ofrecer a los soldados una realidad fatídica en la que tienes que saber qué es seguro y qué es peligroso. En 1955 el mismo Woodhouse regresó de Gran Bretaña con un nuevo grupo de militares listos para incorporarse al Regimiento 22 SAS: The Parachute Squadron, o Escuadrón de Paracaidistas, que era una parte del Regimiento de Paracaidistas. Estaban al mando del Comandante Dudley Coventry. A finales del mismo año se incluyó también a un escuadrón independiente de Nueva Zelanda. La decisión de incorporarse a las SAS la tomó el propio gobierno neocelandés, que llamó a 800 voluntarios para que se presentaran a las pruebas de selección, de los cuales sólo 138 pasaron, aunque hay que decir que eran civiles. A principios de 1956, el Regimiento 22 SAS pasaba a tener 560 hombres, contando con oficiales. Y en dicha fecha tuvieron el honor de ser visitados por el Primer Ministro Harold Macmillan, sobre todo por su labor en la jungla de Malaya, que había sido publicada en los medios de comunicación ingleses.

El año 1957 fue un año de amalgama y desarticulación de cuerpos en el Ejército Británico. Fue el año en que se suspendió el servicio militar obligatorio, pero también fue un año de armas, tecnología y equipamiento nuevo.

En julio de 1957, el Regimiento 22 SAS fue reducido a dos escuadrones y una base militar. La conexión que habían tenido con las Airborne Forces de Aldershot (Inglaterra), de los cuales salió el escuadrón de paracaidistas, se vio mermada por dicha situación y los miembros del Parachute Squadron volvieron a su lugar original. Al mismo tiempo la boina beige del primer regimiento del SAS fue reincorporada al uniforme oficial. En noviembre el New Zealand Squadron fue devuelto también a su casa, pero con la mala suerte de haber sido desarticulados como grupo independiente. A finales de 1957 las campañas terroristas en Malaya habían concluido. Pero el SAS continuó en Malasia para acabar con los últimos resquicios de insurgencia terrorista.

Omán:

El antiguo sultanato de Muscat y Omán, en el extremo Este de la Península Arábiga, se encontraba inmerso en una rebelión en 1958. El poder del sultanato, que se remonta a la época medieval, estaba siendo muy cuestionado desde hacía unos años. En 1958 ya llevaba cuatro años en guerra. Muchos nobles y seguidores se rebelaron contra el Sultán y su régimen, apoyados por EEUU (intereses petrolíferos) y la Monarquía de Arabia Saudi. Los rebeldes se instalaron en las montañas de Jebel Akhdar.

El Sultán contrató los servicios del SAS para entrenar a un ejército de mercenarios de Pakistán y Afganistán. Fue entonces cuando se envió, junto a otros regimientos británicos, a un escuadrón del Regimiento 22 SAS proveniente de Malasia, en noviembre del 58. Y al mes siguiente se le añadió un segundo escuadrón, que se encargó junto al primero de montar una nueva base militar en la zona. En cooperación con los demás regimientos británicos, acabaron con los rebeldes en enero de 1959.

By | 2010-10-29T16:29:01+00:00 Octubre 29th, 2010|Fuerzas Especiales|1 Comment

About the Author:

One Comment

  1. Michael 28 Marzo, 2016 at 2:13 pm - Reply

    Hola:
    Bueno que decirles que los felicito por toda esta información que realmente es muy interesante un buen trabajo de investigación, gracias por estar ahi.
    Slds.
    Michael.

Leave A Comment